PAÍS

Hospitales y clínicas recibirán 6 millones por cada cama UCI extra que operen durante un mes

Ante la urgencia de ampliar la capacidad de la red integrada, y con el objetivo de llegar a 4.500 cupos totales la próxima semana, el Ministerio de Salud decidió implementar un “incentivo económico” para los centros asistenciales.

 

El plan que la Subsecretaría de Redes Asistenciales presentó el sábado para aumentar nuevamente las camas críticas en las próximas dos semanas incluye un “incentivo económico” para los hospitales y clínicas que logren habilitarlas por sobre lo dictado en el decreto de reconversión de fines de marzo.

Aquel escrito indicaba que los centros se ampliaran un 30 por ciento por sobre el 100 por ciento que ya se les había mandatado a principios del mismo mes. Por tanto, de manera preliminar, se pagarán 211.672 pesos diarios por los primeros 30 días en vigencia -que equivale a un monto de 6.352.864 pesos al mes- por cada plaza adicional, publicó La Tercera.

Eso sí, el total diario disminuirá si estas camas siguen siendo necesarias después de un mes, fijándose en 176.468 pesos, lo que implica un pago mensual de 5.294.053 pesos. En ambos casos, los abonos serán cursados por el Fondo Nacional de Salud (Fonasa) mediante el servicio de salud que corresponde.

Si bien en los próximos días se debe consignar el convenio con cada prestador, desde ayer lunes se contabiliza el pago y cada cama extra, cuya instalación y funcionamiento por lo demás es fiscalizada por la propia Subsecretaría de Redes Asistenciales.

4.500 CUPOS AL PRÓXIMO MIÉRCOLES

Todo esto fue anunciado por el Ministerio de Salud a los prestadores privados de la red integrada en una reunión el viernes pasado, en la que se explicó la hoja de ruta para llegar a este miércoles con 4.300 cupos operativos, y que estos suban a 4.500 al próximo miércoles.

El vicepresidente ejecutivo de la Asociación de Clínicas de Chile, Javier Fuenzalida, confirmó el compromiso, señalando que, “dado que se trata de camas que no existen, lo que se busca es que los prestadores -que han vivido un año de gran estrechez por los gastos de la pandemia y la baja actividad- cuenten con una parte de los recursos necesarios para financiar el arriendo y compra de ventiladores, personal, equipos e infraestructura“.

La estrategia en esta ocasión instruye a usar el 100 por ciento de los pabellones quirúrgicos, así como utilizar unidades de recuperación y transformar algunos boxes de las unidades de Urgencia.

El coordinador de camas críticas, Luis Castillo, afirmó al diario que la meta para la que tienen plazo hasta este miércoles “va ‘viento en popa’. Sin embargo, llegar a las 4.500 va a ser difícil, aunque no imposible. Estamos trabajando para disponer de algunas estructuras en la red asistencial”.

HOSPITALES EXCLUSIVOS COVID

También se transparentó una segunda etapa del plan, que busca no solo aumentar las camas en hospitales institucionales, sino que establecer hospitales exclusivos para pacientes Covid -similar a lo realizado en el Hospital Metropolitano- e incrementar las unidades de tratamiento intermedio.

Asimismo, está la posibilidad de que clínicas de alta capacidad también atiendan solo a infectados con el coronavirus: “si bien aún no está definido, (hay clínicas) que han contribuido un montón al sistema, y el criterio es que tengan infraestructura”, explicó el ex subsecretario. De momento, ya suena como candidata la Clínica Dávila.

La idea es que en un modelo de equilibrio, el sistema debe intente mantener a diario 150 camas críticas disponibles, priorizando una holgura en la Región Metropolitana. Y si bien hay un “máximo” de reconversión de 4.500 cupos, “el número de camas final lo va a decidir el número de contagios”, aseguró Castillo.

Back to top button