Connect with us

Internacional

Un terremoto de magnitud 7,2 sacudió el noreste de Japón con alerta de tsunami

Publicado

on

Onemi aseguró que el movimiento telúrico no reúne las condiciones para que afecte las cosas chilenas.

 

Un terremoto de magnitud 7,2 en la escala abierta de Ritcher sacudió este sábado el noreste de Japón, y ha llevado a las autoridades niponas a declarar la alerta de tsunami en la prefectura de Miyagi.

El seísmo se produjo a las 18:09 hora local del sábado (06:00 horas de Chile), con epicentro en el mar frente a la costa de Miyagi y a unos 60 kilómetros de profundidad, según informó la Agencia Meteorológica de Japón (JMA).

Este organismo también alertó del riesgo de que se produzca un maremoto de un metro de altura en esa misma prefectura nororiental nipona.

La televisión nipona NHK informó de una subida del mar de aproximadamente esa altura registrada pocos minutos después del temblor en Miyagi, mientras que las autoridades alertaron de que podrían producirse sucesivos maremotos de mayor altura.

El terremoto alcanzó en Miyagi el nivel 5 superior en la escala nipona, de un máximo de 7 y más centrada en las zonas afectadas que en la intensidad del temblor.

En otras regiones del noreste de Japón el seísmo fue del nivel 5 de esa escala, mientras que en el área metropolitana de Tokio, donde el temblor se sintió con fuerza, fue del nivel 3.

En la prefectura de Fukushima, donde se encuentra la accidentada central nuclear de Fukushima Daiichi, también se alcanzó el nivel 5, y en estos momentos la operadora de la planta se encuentra analizando si el seísmo causó algún daño, según informó NHK.

También se está evaluando la situación en la planta de Fukushima Daiini, que permanece inoperativa desde el desastre nuclear causado por el terremoto y el tsunami de marzo de 2011, así como en otras centrales atómicas de las regiones afectadas.

El Ejecutivo nipón ha convocado a un equipo de emergencia para recopilar la información disponible, según el citado medio estatal.

El epicentro del temblor se ha localizado en una zona próxima al que originó el seísmo de magnitud 9,1 en la escala Ritcher del 11 de marzo de 2011, que causó un tsunami que arrasó el noreste de Japón y desencadenó el accidente nuclear de Fukushima Daiichi.

El pasado 14 de febrero se produjo otro temblor de magnitud 7,3 en la escala Ritcher frente a la costa de Fukushima, que según los expertos de la JMA pudo tratarse de una réplica del de 2011 y podría ser sucedido de otros temblores similares.

Onemi: El terremoto no afectaría las costas chilenas

Desde la Onemi informaron que el Servicio Hidrográfico y Oceanográfico de la Armada (SHOA) advirtió que el movimiento telúrico “no reúne las condiciones necesarias para generar un tsunami en las cosas de Chile”.

Continuar Leyendo
Click para comentar

Deja un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Internacional

Coronavirus hoy: India registra cifras récord de muertes y contagios

Publicado

on

En un día

(más…)

Continuar Leyendo

Internacional

Banco Mundial estima que precio de materias primeras se mantendrá en 2021, pero depende del covid-19

Publicado

on

Los precios mundiales de las materias primas se mantendrán cerca de los niveles actuales durante 2021, tras las ganancias registradas en el primer trimestre a impulsos del repunte económico que siguió al colapso por la pandemia de covid-19 el año pasado, indicó el martes el Banco Mundial.

Los precios de la energía se prevé que estén un tercio más altos que en 2020, con el petróleo a 56 dólares el barril en promedio. Para los metales, se espera un alza de precios de 30%, mientras que para los precios agrícolas se pronostica un aumento de casi un 14%.

No obstante, el Banco Mundial advirtió que estas previsiones dependen de cuánto avance la contención de la pandemia, así como de las medidas de apoyo en las economías avanzadas y las decisiones de los principales productores de materias primas.

“El crecimiento mundial ha sido más fuerte de lo esperado hasta ahora y se están llevando a cabo campañas de vacunación, y estas tendencias han impulsado los precios de las materias primas”, dijo Ayhan Kose, vicepresidente interino de Crecimiento Equitativo, Finanzas e Instituciones del Banco Mundial, y director del Grupo de Perspectivas.

“Sin embargo, la durabilidad de la recuperación es muy incierta”, subrayó.

Kose instó a las economías de mercados emergentes y en desarrollo, tanto exportadores como importadores de materias primas, a “fortalecer su resiliencia a corto plazo y prepararse para la posibilidad de que el crecimiento pierda impulso”.

Para el petróleo, que tras mínimos históricos subió por la recuperación económica y los recortes de producción de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) y sus socios, el Banco Mundial proyecta una estabilización de la demanda en 2021, con un precio promedio de 60 dólares el barril en 2022.

En cuanto a los metales, estima que los precios cederán parte de las ganancias de este año a medida que el crecimiento impulsado por los paquetes de estímulo desaparezca gradualmente en 2022.

El plan de infraestructura previsto en Estados Unidos podría sostener los precios de los metales, incluidos el aluminio, el cobre y el mineral de hierro, dijo.

Respecto a los precios agrícolas, que aumentaron sustancialmente este año impulsados por la fuerte demanda de China y la escasez de oferta en Sudamérica, el Banco Mundial anticipa que se estabilicen en 2022.

Sin embargo, el reporte recalca que la pandemia seguirá pensando en la inseguridad alimenticia en 2021 y 2022.

“Aunque los mercados de productos alimenticios están bien abastecidos a nivel mundial, el covid-19 ha afectado gravemente a los mercados laborales y alimentarios locales en todo el mundo, reduciendo los ingresos, interrumpiendo las cadenas de suministro e intensificando los problemas de seguridad alimentaria y nutricional que estaban presentes incluso antes de la pandemia”, dijo Kose.

Continuar Leyendo

Internacional

Ante temores de invasión, presidente de Ucrania le propone reunión a Putin para evitar guerra

Publicado

on

El martes, el presidente ucraniano Volodimir Zelenski le propuso a su homólogo ruso Vladimir Putin celebrar una reunión para evitar “una guerra” entre ambos países.

Rusia concentró en las últimas semanas decenas de miles de soldados en su frontera con Ucrania, lo que hace temer una eventual operación militar rusa.

“¡Señor Putin! Estoy preparado (…) para proponerle que nos reunamos en cualquier lugar del Donbás ucraniano donde la guerra continúa”, dijo Zelenski en un discurso a la nación.

“El presidente ruso dijo un día: ‘Si una pelea es inevitable, debo atacar el primero’. Pero en mi opinión, cada líder debe entender que una pelea no puede ser inevitable cuando se trata (…) de una verdadera guerra y de millones de vidas” en juego, añadió.

Zelenski también destacó que no es “demasiado tarde” para evitar pérdidas humanas.

“¿Ucrania quiere una guerra? No. ¿Y está preparada para ella? Sí (…). No tenemos miedo, ya que tenemos un ejército increíble”, afirmó el jefe de Estado ucraniano.

Antes del discurso de Zelenski, Ucrania destacó que hubo “progresos significativos” en las negociaciones del lunes y el martes para reanudar el alto el fuego en el este del país.

Sin embargo, según el presidente ucraniano, Moscú se opuso a apoyar una declaración conjunta.

Tras una tregua respetada durante la segunda mitad de 2020 volvieron las hostilidades desde principios de este año entre el ejército ucraniano y las fuerzas separatistas del Donbás, que cuentan con el apoyo económico y militar de Rusia, aunque esta última lo niega.

Zelenski ya había dicho en varias ocasiones que propuso reunirse con Putin desde finales de marzo, pero el Kremlin aseguró que no había recibido tal petición.

Kiev también pidió el viernes la celebración de una cumbre entre Ucrania, Rusia, Francia y Alemania.

“Tenemos miedo”

La escalada de hostilidades en el este de Ucrania acentuó las tensiones entre Kiev y Moscú, que desplegó decenas de miles de soldados en la frontera.

Según la Unión Europea, la OTAN y Washington, se trata de un despliegue militar “sin precedentes” en el que están involucrados hasta 100 mil soldados rusos, advirtieron las autoridades europeas.

Los civiles que viven cerca de la línea del frente no esconden su temor ante una reanudación masiva de los combates y muchos de ellos abandonan la zona.

“Esta mañana volvieron a haber disparos muy intensos”, lamentó Iulia Ievtchenko en declaraciones a la AFP.

Esta madre de cuatro hijos reside en la pequeña localidad de Krasnogorivka, protegida por el ejército ucraniano, y su departamento se encuentra en un edificio muy dañado por los bombardeos.

“Hubo una tregua, pero ahora volvemos a estar en guerra”, explicó esta mujer, de 27 años, que llevaba en brazos uno de sus hijos, de un año y medio.

“Veo cómo disparan todos esos tanques y blindados rusos. Tenemos miedo” y “no tenemos dónde ir”, afirmó resignada.

Ucrania acusa a Rusia de buscar un pretexto para invadir su territorio, mientras que Moscú defiende que acudirá en ayuda de los ciudadanos de la zona en conflicto, donde distribuyó centenares de miles de pasaportes rusos.

La guerra en el este de Ucrania provocó más de 13 mil muertos desde su estallido en 2014, cuyo inicio coincidió prácticamente con la anexión rusa de la península de Crimea.

Continuar Leyendo

LO+ LEIDO AHORA