INTERNACIONAL

Argentina: quitarán armas a policías que sean denunciados por violencia de género

La medida solo será aplicada en la provincia de La Pampa, esto luego de conocerse el brutal femicidio de Úrsula Bahillo, quien murió en manos de su novio policía, Matías Ezequiel Martínez.

 

La Gobernación provincial de La Pampa determinó quitar las armas de fuego a todos aquellos policías que sean denunciados por violencia de género, esto luego de conocerse el brutal femicidio de Úrsula Bahillo, quien murió el pasado 8 de febrero en manos de su novio policía, Matías Ezequiel Martínez.

La medida fue decretada gracias a la firma del gobernador Sergio Ziliotto, quien determinó que los agentes policiales deben proceder a la entrega inmediata de su arma reglamentaria ante este tipo de denuncias.

Esto ocurre tras revelarse que la joven de 18 años acudió a las autoridades en al menos cinco ocasiones, a modo de denunciar el maltrato físico que le propinaba su agresor. Sin embargo, ninguna de las denuncias fue suficiente para impedir su asesinato.

De acuerdo a la información entregada por Cienradios, el decreto establece que los policías deberán entregar el arma “cuando revistan en situación de pasiva, sin distinción de causa o motivo y encuadre legal de la misma; cuando revistan en disponibilidad a excepción del supuesto previsto en el inciso 1) del artículo 119 de la Norma Jurídica de facto Nº 1034/80”.

Sin embargo, existe una excepción: “en caso de existir afecciones psicológicas y/o psiquiátricas previa certificación emitida por profesional competente”.

Cabe señalar que además “dispone que la jefatura de Policía (a través de la dependencia que corresponda), procederá a la inmediata retención del arma reglamentaria. En caso de incumplimiento del deber como policía, se procederá a su reintegro una vez que cese la situación que motivó el retiro”.

Por último y dependiente de cada caso, deberá intervenir con un informe favorable el Servicio Social D-1 y o el Servicio Médico Policial.

Back to top button